y

6 Tratamientos Para Hemorroides Trombosadas

0 Flares Facebook 0 Twitter 0 Google+ 0 Pin It Share 0 LinkedIn 0 Filament.io 0 Flares ×

Las hemorroides trombosadas requieren un tratamiento específico y en este artículo te explicaremos como realizarlo.

Un trombo es un coágulo de sangre que se forma dentro de un vaso sanguíneo.  Las hemorroides son venas que se dilatan demasiado debido a un exceso de presión y esto puede hacer que se rompan y se formen dentro de ellas coágulos de sangre que aumentan aún más esa presión.

Cuando las hemorroides salen fuera del conducto anal y están trombosadas su aspecto es el de bolsas de distinto tamaño y dureza, dependiendo de como sean el coágulo y la inflamación. Las hemorroides trombosadas que no se hayan agrandado demasiado pueden tratarse con remedios caseros pero, si su tamaño es importante, requieren de algún procedimiento médico.

 

Tratamiento casero de las hemorroides trombosadas

 




Es útil en hemorroides que acaban de salir y en las de tamaño más pequeño. Baños de asiento alternando agua caliente y fría y permaneciendo con la zona anal sumergida por períodos de 20 minutos con cada una. Se puede añadir al agua algún producto calmante para intensificar su acción, tales como hojas de malva, caléndula o agua de hamamelis.

Incluir suplementos dietarios de fibra y aumentar la ingesta de frutas y vegetales para combatir el estreñimiento. Eliminar o reducir el consumo de alimentos que produzcan estreñimiento como harinas y azúcares refinados, comidas muy grasas, picantes, salsas, fritos y café.

 

Beber más agua para facilitar el tránsito intestinal y las evacuaciones.

Realizar una limpieza de colon para depurar las paredes intestinales y quitar vestigios de moco y toxinas.

Utilizar supositorios naturales de ajo, papa cruda o aloe vera enfriados.

Compresas de hielo

Cremas tópicas de aloe vera

Compresas de agua de hamamelis

Infusión de manzanilla para desinflamar los tejidos y aliviar el dolor.

 

Tratamiento farmacológico

Cuando las medidas mencionadas son insuficientes podemos encontrar en las farmacias productos de venta libre que nos pueden ayudar a la cura de las almorranas. Se trata de anestésicos con lidocaína o benzocaína que se presentan en forma de pomadas o ungüentos o calmante orales como el paracetamol.

En algunos casos es necesaria la administración de pomadas o cremas con hidrocortisona si la inflamación es muy aguda y para los que  necesitamos receta médica y control del cuadro hemorroidal.

 

Tratamiento quirúrgico

Algunas veces es preciso recurrir a procedimientos quirúrgicos o paraquirúrgicos. Los más habituales son:

 

Ligadura con banda elástica: Corta el flujo de sangre provocando el secado y posterior desprendimietno del tejido necrosado. Se realiza colocando una banda de goma o silicona alrededor de las hemorroides hasta producir el estrangulamiento de la misma.



Fotocoagulación por rayos infrarrojos o láser

Escleroterapia mediante inyecciones para contraer las venas

Cirugía menor para extirpar los coágulos

Hemorroidectomía tradicional

 

La mayoría de estos procedimientos se realizan en forma ambulatoria y el paciente se retira a su domicilio teniendo que volver a la consulta sólo para control. Los tratamientos para  hemorroides trombosadas son de rápida recuperación.

 

0 Flares Facebook 0 Twitter 0 Google+ 0 Pin It Share 0 LinkedIn 0 Filament.io 0 Flares ×